Por primera vez, un argentino es gerente general de Trivento

Santiago Ribisich fue designado por unanimidad por el Directorio del Holding chileno Concha y Toro, controlante de la bodega mendocina. Desde los 18 años trabajó en empresas de la familia Pérez Companc en donde se formó profesionalmente.

 

Santiago Ribisich está al frente de Bodega Trivento, una de las principales exportadoras de vino de Argentina. Tras una exitosa carrera en el área de Administración y Finanzas en la compañía, Santiago Ribisich fue designado gerente General por unanimidad, a principios de julio de este año, por el Directorio del Holding chileno Concha y Toro, controlante de la bodega en Mendoza.

Ribisich, primer gerente general argentino en la historia de Trivento, recibe el mando de una de las empresas vitivinícolas más importantes de Argentina. “Mi desafío es continuar con el modelo de negocio y mantener el orden alcanzado con el liderazgo de José (Jottar), quien durante sus 5 años de gestión nos llevó a obtener la máxima calificación (A+) en la norma internacional BRC y a ser la primera empresa vitivinícola de América en alcanzarlo”, asegura Ribisich.

Con el objetivo de construir alrededor del mundo la marca Trivento como símbolo de los vinos alta gama de Argentina, comienza una etapa llena de desafíos para la nueva gerencia. “Quiero que cada trabajador de Trivento sea protagonista de nuestro desempeño, porque el capital más importante y diferencial es el humano. Espero que las personas puedan trabajar con libertad proponiendo nuevos proyectos y que la empresa los pueda acompañar y apoyar en su crecimiento profesional”, destaca Ribisich.

Santiago Ribisich es licenciado en Administración de Empresas, egresado de la Universidad de Buenos Aires (UBA). Al finalizar su carrera realizó un posgrado en Finanzas y Mercados de Capitales en la Universidad Católica Argentina (UCA). Ha participado de numerosos seminarios relacionados a temas de Tesorería, Control de Gestión, Finanzas, Comercio Exterior y Liderazgo.

Actualmente forma parte del Instituto Argentino de Ejecutivos de Finanzas (IAEF). Desde los 18 años trabajó en empresas de la familia Pérez Companc en donde se formó profesionalmente. En 2006 decide junto a su esposa Gabriela establecerse en Mendoza, provincia que adopta como propia, para desarrollarse profesionalmente y formar su familia.

 

Trivento

 

 

 

Salentein Brut Rosé, el nuevo espumante 100% Pinot Noir del Valle de Uco

Salentein

Bodegas Salentein presentó una nueva variedad en su línea de espumantes Salentein Sparkling Wines. Se trata de un Brut Rosé proveniente de la región del Valle de Uco en Mendoza y elaborado 100% a base de uvas Pinot Noir bajo el método Charmat con 3 meses sobre borras.

Salentein Brut Rosé es de color rosado con destellos rubí y tiene un intenso aroma a cerezas y frambuesas, típico del Pinot Noir de zonas de altura. En boca es amplio, frutado y fresco, y posee una burbuja fina y persistente.

“Teniendo en cuenta el sostenido crecimiento en el consumo de espumantes rosados y considerando que se trata de un varietal que marca tendencia, es que la bodega se propuso reforzar su portafolio de espumantes lanzando al mercado Salentein Brut Rosé”, explicó Martín Valese -Brand Manager de Bodegas Salentein.

“El rosado que hemos logrado es de una calidad superior ya que fue elaborado en un 100% con uvas Pinot Noir provenientes de parcelas seleccionadas de Finca La Pampa. Estas vides se encuentran entre los 1250 y 1300 m.s.n.m. lo cual genera condiciones inmejorables de elaboración para dicho varietal”, agregó el enólogo Carlos Bauza.

 

 

 

 

 

Montechez presenta “Alma de Luna”, vino ícono de la bodega

Montechez

Montechez presenta su más reciente creación, símbolo de la búsqueda de la más alta calidad, la excelencia de los viñedos y la pasión por el vino. “Alma de Luna” es el resultado de un paciente y arduo trabajo que a partir de una cuidadosa selección de las cepas de viñedos propios en La Consulta, Valle de Uco (1050msnm), permitió crear un vino que se destaca por su alta concentración y su complejidad aromática.

“Alma de Luna” es un blend de Malbec (60%), Cabernet Franc (30%) y Syrah (10%) elaborado por el equipo enológico de la bodega con el asesoramiento externo de Roberto de la Mota, que apunta a consumidores de alta gama y conocedores que buscan la identidad particular de un terruño y de sus hacedores a través de un vino de cualidades sobresalientes. “Montechez fue concebida como un proyecto vitivinícola pensado para obtener uvas de calidad Premium, la base fundamental para producir grandes vinos, basados en técnicas innovadoras como la viticultura de precisión, con estricto control de calidad y un firme compromiso con el cuidado del medioambiente” comenta Gabriel Tellería, Presidente de Montechez.

Con 18 meses de paso por barrica de roble francés de primer uso, sólo se elaboran 1.200 botellas de “Alma de Luna” cosecha 2011, que se destaca por su potencial de guarda de más de 12 años.

“Alma de Luna” ganó una “Gold Medal” en los premios AWA de este año.

 

 

Bodegas asfixiadas ante la presión fiscal

Argentina es uno de los países con mayor presión tributaria. Según estudios privados, en 2013 finalizó en el 35% del PBI. IVA, ingresos brutos e impuestos al débito representan más del 27% del costo final del vino. De este modo es que los gravámenes nacionales y provinciales pegan

 

Argentina es hoy uno de los países con mayor presión fiscal de América Latina, incluso por encima de países desarrollados. Según cifras oficiales, la Argentina tenía a fines de 2012 una presión tributaria de 37,3%, frente al promedio de 20,7% de América latina y de 34,1% de los países de la OCDE “Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos).

Mediante la creación de nuevos impuestos, la recaudación nacional, provincial y municipal pasó de representar un 23% del Producto Bruto Interno (PBI) en 2001, al 35% en 2013.

Esto, indudablemente, repercute fuertemente a la industria del vino. Gravámenes nacionales como el impuesto a las ganancias, IVA, retención a las exportaciones, impuesto bancario, el del cheque, y dentro de los provinciales, podemos encontrar los ingresos brutos, impuesto a los sellos, inmobiliario, automotor, para detallar algunos, son los que hoy afectan al sector.

En diálogo con Día a Día del Vino, Gustavo Reyes, Economista Jefe del IERAL de Fundación Mediterránea a cargo de la Filial, Cuyo, comentó que en los últimos años el porcentaje que recauda el estado en impuestos es muy alto, y a medida que ha pasado el tiempo se fueron agregando nuevos impuestos, retenciones, impuesto bancario, entre otros. Esto, a su vez, hay que agregarle todos los aumentos a causa de la inflación y por supuesto, repercute sobre el precio final del vino. Además, agregó que “si estos altos impuestos y la recaudación del estado alcanzaran, sería un gran beneficio para todos, pero esto lejos está de darse a pesar de los aumentos”. Este sistema, deteriora los sueldos, el poder adquisitivo, el poder de compra, e indudablemente, un costo altísimo para las empresas. “Viendo el lado positivo -analizó Reyes- hay que destacar que la evasión impositiva en Argentina ha bajado”.

La visión de las bodegas

Jean Poccard CEO de Valentín Bianchi señaló que la presión fiscal-tributaria genera a la empresa una gran tarea administrativa y obliga a inversiones en sistemas para poder manejar y administrar el tema impositivo. “Al mismo tiempo los entes gubernamentales buscan una mayor recaudación a través del aumento de los hechos imponibles, lo que termina impactando en el resultado de la empresa. Todo esto se resume en mayores costos”.

A su vez, el directivo indicó que “no puede dejar de mencionar el impacto de la presión impositiva sobre el salario de nuestros empleados. Producto del congelamiento de los mínimos no imponibles ven sensiblemente deteriorado su poder de compra, a pesar del enorme esfuerzo de la empresa por mantener el poder adquisitivo de los salarios en el escenario inflacionario que estamos atravesando. Esto atenta directamente contra el consumo que es en definitiva el motor de la economía”.

En relación al porcentaje que estos gravámenes representan en el costo final del vino, Poccard manifestó que sobre el precio de góndola de un vino envasado, sin entrar en un análisis muy profundo del tema, sólo tres conceptos: IVA, ingresos brutos e impuestos al débito representa más del 27%.

A su vez, Eugenio C. Oliveri, Gerente de Administración y Finanzas de bodega Norton, asentó la situación actual de la presión fiscal, tanto Municipal, Provincial y Nacional. De este modo detalló que “por un lado hay municipios en distintas jurisdicciones del país que cobran tasa de salud e higiene y son montos del 1,5% o 2%, una barbaridad sin contraprestación real. La cobran como tasa pero en realidad es un impuesto. Los fiscos provinciales, en el caso de Mendoza nuestra alícuota de Ingresos Brutos que actualmente es del 1%, si bien es baja respecto a otras actividades, antes teníamos alícuota CERO. Por tratarse de una actividad económica que busca fomentar y desarrollar más, teniendo en cuenta la importancia que tiene los cultivos en una zona tan desértica como Mendoza”.

Asimismo, Gonzalo Capelli, gerente de Administración y Finanzas de Bodegas Foster /Lorca indicó que la presión tributaria afecta en los márgenes. Resalta que no hay que olvidar que estos impuestos nacen de leyes, “y entiendo que no se discuten y se tienen que pagar. El problema que tenemos es la violencia institucional, ya que estamos trabajando en un país que por llevar el mote de exportador es muy difícil. El recupero de IVA, cada día con más exigencias y trabas sin sentidos que lo único que logran es dilatar tiempos. Los reintegros a los derechos de exportación, otro camino muy largo a recorrer ya que entran muchos factores a cumplimentar, y por uno sólo no cumplido la empresa queda bloqueada por todo. En los dos casos son notas, tiempos y una carga administrativa incuantificable sin soluciones ni procesos concretos. Es por esto que siento que no tenemos presión tributaria, lo que hoy tenemos es una violencia institucional”.

Por otro lado, añadió que partiendo de que “el margen bruto económico que se trabaja es de un 35%, el mismo se degrada en un 18.5% en la parte financiera entre el IVA Crédito y los derechos de exportación. De este modo, es que la única solución se llama Voluntad Política”.

“Las bodegas -continúo Oliveri- que vendemos en todo el país, debemos soportar retenciones de Ingresos Brutos que exceden ampliamente la carga impositiva en otras jurisdicciones, lo que nos genera saldos inmovilizados (no se pueden disponer) muy importantes, y las gestiones de certificados de no retención, son trámites largos, burocráticos y nunca te devuelven, a lo sumo no te retienen por un periodo de 6 meses y otra vez lo mismo. Esto es muy costoso e injusto para las empresas del sector”. Es así, que sumó que los impuestos distorsivos de los débitos y créditos, fomentan la actividad informal, mientras aquellas que trabajan con depositar la recaudación y sacar los pagos con cheques, “el monto que se tributa por este concepto es millonario”.

Asimismo, señaló que en el IVA, cuando la exportación es importante, se generan saldos a favor que en épocas de inflación como la actual. “Nos hacen perder poder adquisitivo y posibilidades de inversión. Hay que hacer las gestiones de devolución que son engorrosas y siempre para compensar otros impuestos, pues si se espera cobrar, la verdad que la pérdida es muy grande”.

Además, Poccard aclaró que la presión impositiva es la consecuencia de un estado demandante, con lo cual la única solución que se me ocurre es que el estado tenga una actitud más racional y reduzca sensiblemente su presupuesto, lo cual creo que no es una solución políticamente correcta. Desde el punto de vista de los ingresos, apoyar la industria para genera más ingresos, sin aumentar los gastos, podría constituir una solución de largo plazo. Finalmente aumentar la base de contribuyentes, es decir un mayor control frente a la evasión, podría ser tal vez una forma de atenuar la carga sobre los contribuyentes actuales”.

¿Hay alguna solución posible? Obviamente que muchas alternativas no quedan, pero Oliveri explicó que “una administración estatal eficiente que administrara los recursos de forma tal que sus egresos se relacionen con sus ingresos, y de este modo no se generen saldos que exceden lo que una empresa debe pagar, lo hará más simple. Hoy Municipal, Provincial y Nacional es sumamente engorroso y exige administraciones en las empresas para llevarlo adecuadamente y no exponerse a sanciones o multas. Por último, instaurar regímenes impositivos que fomenten la inversión privada, de una forma que la inversión se tome en parte o todo a cuenta de los impuestos. Existen en el mundo muchas experiencias e incluso en Mendoza hace unos años, de esa forma realmente se fomenta la inversión productiva, se da empleo y se activa la economía”.

Finalmente, desde Bodegas de Argentina, Juan Carlos Pina asentó que esta situación preocupa por sobremanera a las empresas del sector y la entidad ha hecho diversas tratativas para que la presión fiscal no recaiga tan duramente sobre las empresas, pero “la respuesta por parte del Gobierno ha sido nula”. Indudablemente, añadió “que con esta falta de diálogo nos da a entender que para el Estado la vitivinicultura no general una economía regional importante”.

 

Bodegas asfixiadas

 

 

 

Bodega Norton incorpora a su equipo de enología al reconocido enólogo David Bonomi

Luego de su paso por Doña Paula, Bonomi se suma al equipo enológico de Bodega Norton, liderado por Jorge Riccitelli, para continuar por el camino de la excelencia en la elaboración de vinos y espumantes.

 

Bodega Norton, líder en mercado del vino argentino, incorpora al enólogo David Bonomi al equipo enológico liderado por Jorge Riccitelli —reconocido como Winemaker of The Year 2012- para consolidar el crecimiento de la Bodega tanto en el mercado local como internacional.

Bonomi, enólogo joven con una reconocida trayectoria, comenzó su carrera en Bodega Norton, donde hizo sus primeras armas de la mano de Jorge Riccitelli. Al cabo de los años, y luego de su paso por Doña Paula, vuelve a incorporarse a la casa para trabajar codo a codo con el equipo de enología.

A propósito de la llegada de Bonomi, Jorge Riccitelli afirma que “es un orgullo para nosotros como bodega, y en lo personal para mí, que David vuelva a trabajar en el equipo de enología de Bodega Norton. Pocas cosas son más satisfactorias en la vida que cerrar un círculo virtuoso, que va desde los primeros pasos de un profesional a su consagración. Me pone muy contento volver a contar con él”.

Por su parte, Michael Halstrick, Presidente y CEO de Bodega Norton, asegura que “en la búsqueda de la excelencia, en el trabajo sobre los detalles y en la apuesta constante de conquistar nuevos mercados internacionales, contar con la vasta experiencia de un enólogo como David Bonomi potenciará el equipo que hemos consolidado en la última década. Estamos seguros que rendirá sus frutos”.

 

o_2268461bc340923d_001

 

Presentaron el Catena Institute of Wine

Se trata de un espacio de investigación que está al mando de Laura Catena y Fernando Buscema. Están realizando trabajos en conjunto con el Conicet, la UNCuyo y la Universidad de Davis en EEUU.

 

La semana pasada Catena Zapata presentó en sociedad el Catena Institute of Wine (CIW), un área de la empresa que trabaja desde hace más de diez años en la investigación del terruño argentino. Liderado por Laura Catena y Fernando Buscema como director ejecutivo del CIW, la idea fundamental de este espacio es lograr “avanzar nuestras regiones al Primer Mundo del Vino, produciendo vinos de alta calidad de terruños únicos”, indicaron.

Para esto la premisa es trabajar sobre el viñedo Adrianna, que la firma posee en Gualtallary, para que sea el terruño más estudiado del mundo.

“Nosotros estamos pensando en la bodega para los próximos cien años y para eso trabajamos”, contó durante la reunión Laura Catena, una de las impulsoras de este emprendimiento en el establecimiento.

Los investigadores del CIW trabajan junto con las instituciones más prestigiosas del mundo del vino, desde la University of California Davis hasta el Instituto de Biología Agrícola de Mendoza (Conicet).

“Para hacer de Adrianna el terruño más estudiado del mundo estamos realizando un trabajo minucioso sobre tres diferentes variables: suelo, clima y plantas”, sostuvo Buscema.

Durante más de un siglo, la familia Catena Zapata ha sido pionera en la elaboración de grandes vinos en Argentina.

El Departamento de Investigación y Desarrollo, fundado por Laura Catena, ha continuado ese legado durante años, hasta que en 2013 tomó su actual formato.

Como conclusión de uno de los estudios que el equipo está llevando adelante se desprende que el “Malbec produce un vino único en cada terruño”.

“Nosotros estamos buscando descubrir terruños nuevos, con zonas que nos permitan desarrollar vinos únicos que estén atados a la tierra.

Es decir poder expandir los terruños en donde hoy cultivamos nuestras uvas”, contó Buscema sobre el desarrollo que están logrando.

Durante la cena de presentación, Laura Catena aseguró que es necesario conocer cada uno de nuestros viñedos con gran profundidad, comparando esto con el trabajo realizado en zonas de Francia como Borgoña o en Burdeos.

 

Catena

 

 

 

Quieren impulsar la Bonarda como segundo varietal emblema de Argentina

Bodegas de Argentina, Wines of Argentina, el municipio de San Martín, el Centro de Viñateros y Bodegueros del Este y CODEVIN lanzaron oficialmente el Plan de Promoción de Bonarda ayer en el Hotel Intercontinental.

 

La pregunta viene de antaño: el segundo varietal emblema detrás del Malbec, ¿debe ser la Bonarda, el Cabernet Franc, el Petit Verdot?

En la industria existe un interesante debate sobre este tema. Desde lo institucional la decisión está tomada. Bodegas de Argentina, Wines of Argentina, el municipio de San Martín, el Centro de Viñateros y Bodegueros del Este y CODEVIN lanzaron oficialmente el Plan de Promoción de Bonarda ayer en el Hotel Intercontinental ante la prensa y algunos bodegueros.

Un dato fundamental avala esta determinación: la Bonarda es la vid más implantada en Argentina, detrás del Malbec, con 18.600 hectáreas frente a las 33.800 que tiene hoy el varietal emblemático de Argentina.

Así las cosas -más otras razones que citaron durante la presentación del plan – la Bonarda es, por producción, la variedad que permite elaborar vinos con mejor relación precio/calidad para un producto masivo en el país. Ergo: más trabajo para las bodegas con un producto que agilice las ventas.

En términos de despachos internos, está tercera, justo detrás del Malbec y el Cabernet Sauvignon aun cuando representa el 1% en volumen.

Mendoza concentra 15.600 hectáreas, la mayoría en la zona Este (San Martín, Rivadavia, Junín y Santa Rosa). Maipú, San Rafael y Tupungato siguen en la lista de los más productivos.

San Martín participa activamente en el Plan estratégico con fondos y promoción y será nombrado como destino turístico, capital de este varietal.

Con estos antecedentes, se creó la marca Bonarda Argentina, diseñada por Mario Draque, a fin de “redescubrir un varietal” que antes del boom del Malbec fuera el de mayor producción en el país.

Más etiquetas de buena calidad

Hasta hace sólo unos años era difícil encontrar etiquetas con Bonarda de alta gama. En la degustación que se hizo ayer se pudo comprobar la evolución de mercado que ha tenido este varietal, con más de 20 etiquetas de vinos excelentes, elaborados como tintos, espumantes o rosados dulces.

Gracias a las características similares a las de Malbec que presenta la Bonarda – es dulce, bien elaborada puede generar vinos frescos y amables en boca, tiene una gran concentración de color- se proyecta captar el interés de la prensa foodfriendly y de los sommeliers. Esto es parte de la campaña que se desarrollará a lo largo de 18 meses, para ganar espacio en mercado interno, con presencia en ferias, workshops, degustaciones y congresos.

“Nos interesan en especial los jóvenes de entre 18 y 35, los llamados Millenials, que se podrán lucir con este varietal, un vino hipster, moderno, original, mezcla de intelectual y artístico” dijo Magdalena Pesce de Wines of Argentina.

Por su parte Ricardo Puebla añadió: “pondremos el acento en la plasticidad que tiene el varietal para lograr vinos de gama media sin madera, rosados y espumantes frescos; a los vinos de alta gama es lo que apuntaremos para ir logrando paulatinamente”.

 

bon

 

 

 

 

Bodega PATRITTI presenta una nueva añada de su vino “Primogénito Pinot Noir”

La 2012 es elegante y con las características típicas del Pinot Noir patagónico

 Primogenito Pinot 2012 (2)

 

Bodega PATRITTI presenta su vino PRIMOGENITO Pinot Noir 2012, una añada en la que se evidencian excelente fruta y frescura, con una madera muy bien amalgamada. Este vino se ha convertido en uno de los íconos de la bodega que, año tras año, agota sus 14.000 botellas antes de salir al mercado la nueva añada.

De color rojo rubí, brillante, con tonos suaves y atractivos. Una elegante nariz con notas florales como violetas y fruta fresca como cerezas y guindas. Las notas tostadas y la vainilla aportadas por su crianza en roble, están muy bien integradas. Vino equilibrado con taninos amables, buena estructura y larga persistencia.